En México, los problemas sociales están a flor de piel, salimos a la calle y están a nuestro alrededor. Pobres, hay millones, hambre hay mucha, la educación es deficiente, la contaminación está presente.....sin embargo, creemos que hay un problema que es la raíz de los otros, el porqué de su existencia y permanencia en la sociedad...la APATÍA.

Muchos, en lugar de hacer algo al respecto, deciden voltearse e ignorarlos, opinan sobre lo que ellos harían, y lo que hace mal el otro, pero todo se queda en palabras.....para resolver los problemas sociales no es suficiente tener buena voluntad e intenciones, hay que hacer algo.

En Voluntarios México, nuestro objetivo es la promoción de la participación social de la gente a través de experiencias de voluntariado, en temas sociales, culturales, deportivos, de entretenimiento, educativos, etc.
Sabemos que hay un paradigma muy grande en cuanto al voluntariado y su gestión, y ahí el área de oportunidad que decidimos trabajar. Para nosotros el voluntariado NO es una donación de tiempo, sino de TALENTO, en esto basamos nuestra metodología y damos a nuestros voluntarios la oportunidad de colaborar en sus áreas de experiencia de acuerdo a sus perfiles o bien a sus gustos, así se logra una participación más comprometida y valiosa.

Tanto las organizaciones como la sociedad, deben de dejar de ver al voluntariado como mano de obra barata y un apoyo, que aunque desinteresado, es poco profesional, cuando en realidad puede ser de lo más eficiente y eficaz en cuanto a servicio, además que el valor que tiene, al trabajarlo con responsabilidad y compromiso, es incalculable. Nos comprometemos también a que la colaboración sea con obligaciones, pero también BENEFICIOS y que se reconozca la colaboración que los voluntarios brindan.

Los voluntarios tienen un sentido de pertenencia y compromiso, que en ocasiones en más grande que el de los mismo empleados de las organizaciones.

México necesita agentes de cambio, personas que practiquen día a día la responsabilidad social individual, y que empecemos a construir el país donde queremos vivir.

Trabajamos bajo el modelo de empresa social, al ser una organización auto sostenible y al reinvertir nuestras ganancias en el empoderamiento del voluntario, que es nuestro objeto social, a través de talleres, conferencias, cursos, y experiencias que ayuden al crecimiento de la persona, y haya ciudadanos más íntegros y preparados.

Violetta Farías, fundadora Voluntarios México.

Ser Voluntario.

En 1985 un devastador terremoto tomó a México por sorpresa, en segundos los icónicos edificios que adornaban la ciudad habían sido borrados del mapa. Más allá de las pérdidas materiales lo que impacto fue la gran cantidad de pérdidas humanas: amigos, madres, padres y hermanos quedaron sepultados bajo los escombros.

En conjunto con otras brigadas y asociaciones como la Cruz Roja mexicana ponían su esfuerzo en encontrar y salvar gente, sin embargo no eran los únicos involucrados, la sociedad civil se organizó y se integró ante esta situación para ayudar a volver a construir su hogar.

La situación a la que se enfrentó la sociedad mexicana fue una prueba que se superó con el ejercicio de empatía, solidaridad y amor al prójimo. Si no hubiera sido gracias a actitudes como estas, la capital no estaría de pie.

Estos héroes anónimos fueron probablemente de los primeros voluntarios de los que hemos escuchado y no solo están en México sino alrededor del globo. Sin embargo esta actividad no solo aparece en tiempos de catástrofes al contrario, aparece en celebraciones como fue el caso de las olimpiadas de Londres 2012 donde se reconoció la labor de los voluntarios.

Ser voluntariado va más allá de un día, es un estilo de vida uno de esos que te transforman de adentro hacia afuera. Es una actividad que te ayuda a desarrollarte personal, profesional y socialmente porque te hace sentir útil y sobretodo te da el poder de creer que puedes cambiar al mundo. Y es que siendo honestos siempre lo hemos tenido pero hemos tenido miedo de usarlo.

Cuando se es voluntario estás haciendo un compromiso contigo y con tu entorno de que estás dispuesto a salir de tu zona de confort para transformar al mundo, mientras te transformas como persona. Al comenzar a ver más allá de ti, descubres que hay muchas cosas que valen la pena y creo yo una de las virtudes de esta noble actividad es el trabajo en equipo: Nunca estás solo.

La magia de estar en equipo es que construyes lazos de hermandad con aquellos que comparten tu visión, porque no hay duda de que cada uno vale mucho y es poderoso, pero hacerlo juntos es más divertido y se llega a la meta más rápido. Es como ser parte de una familia que ha entendido que solo estamos de paso en este mundo y que mientras estemos aquí hay que disfrutarlo. Es el amor en acción, amor a ti , a tu entorno , a las personas que te rodean y a todo aquello que aprecias y que aún no conoces, es la maravillosa experiencia de ser tú con todo tu potencial para transformar lo que tu quieras.


Gretel Torrijos, Voluntaria.

Compartir
Esconder